octubre 20, 2021 In Tributario

¿Cómo tiene que presentar las facturas un autónomo?

Las facturas son siempre un incordio, pero para un autónomo con poco tiempo en su día a día, lo son aún más. Sin embargo, saber qué impuestos debe pagar un autónomo, o cómo tiene que presentar las facturas un autónomo son conocimientos imprescindibles para llevar correctamente la contabilidad del negocio.

Por eso es tan importante contar con un buen asesor autónomos, que te ayude a cumplir con los tiempos y te eche una mano con los tipos de facturas que debes emitir, para cumplir tanto con Hacienda, como con tus clientes.

Mientras tanto, aquí va una breve guía para saber cómo tiene que hacer y presentar las facturas un autónomo.

¿Conoces los errores más comunes que hacen aumentar tu factura con Hacienda?

Tipos de modelos de facturas que debe presenta un autónomos

Saber qué tipo de factura emitir en casa momento dependerá del contexto, el importe de la factura y el destinatario.

  • Facturas ordinarias. Son el modelo más habitual para justificar operaciones económicas. Informa sobre la venta o prestación de un servicio a una segunda persona
  • Facturas simplificadas. Tienen la misma función que las ordinarias, pero en ellas aparecen menos datos. No obstante, también pueden deducirse.
  • Factura rectificativa. Si la factura original no cumple con alguno de los requisitos para Hacienda, se debe emitir esta segunda factura corregida
  • Factura proforma. Es una factura sin validez fiscal, ya que se trata de un borrador que se envía al cliente
  • Facturas recapitulativa. Sirven para reunir en la misma factura las distintas operaciones que se hayan hecho al mismo destinatario en un mismo mes natural.

¿Qué información debe contener la factura de un autónomo?

El artículo 6 del Real Decreto-ley 1619/2012, de 30 de noviembre regula las obligaciones de facturación. Siguiendo este, para que una factura sea legal ante la Agencia Tributaria debe contener lo siguiente:

  • Datos del autónomo. Nombre completo, domicilio, NIF o CIF, número de teléfono o email.
  • Número correlativo de la serie de la factura. Las facturas deben ir ordenadas desde el uno, en adelante durante un mismo ejercicio fiscal. Este tema suele ocasionar problemas con Hacienda, así que presta atención.
  • Fecha. El día que se emite la factura. Debe ser correlativas con el número de la factura.
  • Datos del remitente de la factura. Nombre, apellidos, dirección, NIF o CIF de la persona que recibe la factura.
  • Concepto. Descripción de la factura. Tiene que especificarse el motivo, producto o servicio que se da.
  • Base imponible. Es la cuenta final sin incluir los impuestos (IVA e IRPF)
  • Retención de IRPF. Es un impuesto que varía según si se tiene una retención del 7%, durante los dos primeros años, o de un 15% los siguientes.
  • IVA. Es la cantidad del Impuesto sobre el Valor Añadido que se debe cobrar y aparecer en la factura. Normalmente se emite un 21%, salvo que el tipo de IVA del producto o servicio sea reducido (10%), superreducido (4%) o exento.
  • Importe total de la factura. Es el resultado de sumar la base imponible de la factura, más el IVA, y restar el IRPF.
  • Método de pago. Medio por el que se va a recibir el cobro de la factura.

Plazos de expedición y envío de facturas

Tal y como se explica en la web de Agencia Tributaria:

  • Si el destinatario de la operación no es empresario ni profesional, la factura deberá expedirse y enviarse en el momento en que se realice la operación.
  • Si el destinatario de la operación es empresario o profesional, la factura deberá expedirse antes del día 16 del mes siguiente a aquél en que se haya producido el devengo del Impuesto correspondiente a la citada operación, incluidas las facturas recapitulativas. El plazo de envío es de un mes a partir de la fecha de su expedición.

Se puede incluir en una sola factura distintas operaciones realizadas en distintas fechas para un mismo destinatario, siempre que aquellas se hayan efectuado dentro de un mismo mes natural. Si se da este caso:

  • Si el destinatario de la operación no es empresario ni profesional, las facturas deberán ser expedidas como máximo el último día del mes natural en el que se hayan efectuado las operaciones que se documenten en ellas y enviarse en el momento de su expedición.
  • Si el destinatario de la operación es empresario o profesional, la expedición de las facturas deberá realizarse antes del día 16 del mes siguiente a aquél en el curso del cual se hayan realizado las operaciones. El plazo de envío es de un mes a partir de la fecha de su expedición.

Conclusión

¿Te gustaría contar con ayuda para llevar la contabilidad de tu negocio?

En Márquez Robles Abogados encontrarás los mejores asesores de autónomos en Granada. Nuestros profesionales se harán cargo de todas estas gestiones para que puedas centrarte por completo en tu empresa.



Leave a Reply